Pruebas de coches deportivos, de lujo y exclusivos.

PRUEBA: Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013. Impresiones de conducción


Posted on junio 17th, by Jorge Fernández (@JorgeTestDriver) in Coches. No Comments

En este apartado de la prueba del Lexus IS 300h Hybrid F SPORT vamos a hablar de nuestras experiencias y sensaciones vividas a sus mandos, las cuales hay que destacar que son muy gratificantes, en la mayoría de las ocasiones, gracias a su refinamiento y a las diferentes posibilidades de configuración que permite realizar sobre la respuesta del motor a cada insinuación sobre el pedal del acelerador, la dirección o la suspensión.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Movimiento - Frontal Lateral

Cuando fuimos a recoger nuestra unidad de pruebas y nos pusimos por primera vez a sus mandos, nos dimos cuenta de que estábamos ante una berlina que contaba con un funcionamiento muy suave y una capacidad para rodar de forma sigilosa sin igual. Que así sea se debe a que durante los primeros metros el vehículo es propulsado única y exclusivamente por el motor eléctrico. Esto sucede siempre y cuando la batería del sistema híbrido esté cargada y no se realice un movimiento brusco sobre el acelerador.

Una vez realizamos los primeros cientos de metros por recorrido urbano, el motor térmico hace su aparición cuando la batería del sistema híbrido se está agotando. Es en ese preciso momento cuando una ligera, prácticamente mínima vibración, nos recuerda que no vamos en un modelo única y exclusivamente eléctrico, sino que también contamos con el poder de un motor de gasolina con inyección directa y 181 CV de potencia.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Movimiento - Lateral Cenital

Si se desea, el Lexus IS 300h Hybrid cuenta con una función que permite controlar, mediante la recreación de un gráfico de su funcionamiento en la pantalla del salpicadero, el estado de carga de la batería o el funcionamiento que se lleva a cabo de los motores en cada instante. Este gráfico, ligeramente menos informativo, también puede recrearse en el cuadro de instrumentos digital del que hablábamos en el apartado de impresiones del interior.

Seguimos nuestro camino y llega la hora de sobrepasar los detestables resaltos que se encuentran en zonas urbanas para obligar a la reducción de la velocidad. Es al pasar por ellos, o por baches de generosas dimensiones, cuando nos damos cuenta de que estamos ante un vehículo que está muy bien hecho. Ninguna de sus piezas hace ruidos malsonantes ni chirridos molestos cuando se obliga a la suspensión a trabajar de forma intensa. Este Lexus cada vez nos gusta más y más.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Lateral Posterior Izquierdo

A pesar de contar con unos neumáticos tan generosos como lo son los del acabado “F SPORT”, de medidas 225/40 R18 en el eje delantero y 255/35 R18 en el eje trasero, la sensación de refinamiento experimentada sigue presente incluso cuando se aumenta la velocidad. Lexus ha hecho un trabajo casi perfecto en la insonorización del habitáculo. Prácticamente el rodar a velocidades por debajo de 100 km/h se torna un leve murmullo cuando se circula por carreteras con buen firme y se es cuidadoso con el pie derecho.

Decir que las llantas y las proporciones de los neumáticos montados en el acabado de nuestra unidad de pruebas ofrecen un resultado estético deportivo, a la par que llamativo. A pesar de ello, creemos que resulta innecesaria una medida de semejantes proporciones en un vehículo híbrido no enfocado a las altas prestaciones. Muy probablemente unos neumáticos de menor anchura y mayor perfil aumenten la comodidad del modelo, a la vez que resultan mucho más económicos a la hora de ser sustituidos por unos nuevos.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Llanta Neumático Bridgestone

Como describimos en el apartado de impresiones del interior donde hablábamos del puesto de conducción, a los mandos de este modelo se puede adquirir una posición más baja de lo habitual en berlinas de estas proporciones, mientras que los montantes de las puertas y salpicadero, con su diseño elevado, creaban una sensación de aislamiento del exterior gratificante para algunos conductores y no tanto para otros.

Tras rodar los primeros kilómetros por recorridos urbanos y salir a carretera, hay que destacar que la visibilidad hacia el exterior del habitáculo es buena en términos generales. Además, son de agradecer las dimensiones de los espejos retrovisores, los cuales muestran a la perfección lo que sucede a los laterales de nuestro vehículo y hacia atrás. Para quien lo desee, Lexus ofrece la posibilidad de contar además con un sistema de detección de objetos en el ángulo muerto.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Lateral Cenital

Nos dirigimos a nuestra carretera de pruebas habitual para poder comprobar aun con mayor claridad las reacciones que nos ha ido mostrando muy tímidamente este Lexus IS 300h Hybrid F SPORT. Hay que decir que sorprende la velocidad a la que se pueden negociar múltiples tipos de curvas, con total seguridad, independientemente del modo de conducción seleccionado.

Hay que destacar que es todo un logro poder hacer, de un mismo vehículo, dos tipos de carácter totalmente diferenciados con comportamientos tan dispares; uno enfocado a la suavidad de funcionamiento y otro que saca a relucir su carácter más deportivo, dentro de sus limitaciones y posibilidades.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Luz Diurna Diodos Luminosos

Confesamos que en Luxury Test Drive nos apasionan los vehículos con carácter deportivo, donde las reacciones son más vivas y trasmiten más emoción a la conducción, pero Lexus ha conseguido con este Lexus IS 300h Hybrid que nuestra mente cambiase, al menos durante el tiempo que duró la prueba, y premiáramos la comodidad de marcha, la suavidad y los consumos de carburante reducidos.

Modos de conducción

Nos ha agradado notablemente la posibilidad de elegir entre cuatro modos de conducción claramente diferenciados: “ECO”, “Normal”, “SPORT”y “SPORT+”. Recordemos que la selección se lleva a cabo mediante una ruleta situada en la consola central, entre los asientos delanteros, y un pequeño pulsador “EV Mode”, situado a su vez junto al modo de conducción en nieve “Snow” y la desconexión del control de estabilidad “ESP”.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Interior - Cuadro Instrumentos Sport Plus

Seleccionado el modo de conducción “ECO”, lo primero que se aprecia es que se limita notablemente la capacidad de aceleración del vehículo, teniendo que aumentar con claridad el grado de incidencia sobre el acelerador si lo comparamos con el resto de modos. Desde nuestro punto de vista, este modo es recomendable para circular por ciudad y alrededores con suavidad y siempre y cuando el vehículo no esté muy cargado o el recorrido no presente grandes pendientes ascendentes. Este modo es una delicia desde el punto de vista de la suavidad y la ayuda en la reducción del consumo de carburante, pero puede tornarse un impedimento a la hora tener que realizar una maniobra de incorporación o adelantamiento con celeridad.

Si queremos dejar un poco de lado la conducción eficiente y tener una mayor respuesta bajo el pié derecho, recomendamos la selección del modo de conducción “Normal”, con el que se logran respuestas mucho más rápidas y eficientes a la hora de realizar las maniobras nombradas con anterioridad. Tener seleccionado este modo no implica renunciar a la utilización del motor eléctrico para determinadas situaciones.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Movimiento - Frontal Cenital

En conducción cotidiana, es decir, una conducción que debería ser cívica y tranquila, no recomendamos la utilización de los modos de conducción “SPORT” y “SPORT+”. Estos modos sólo los recomendamos cuando se vaya a desplegar todo el potencial del vehículo y se quieran experimentar sensaciones deportivas al volante, ya que su respuesta es mucho más rápida y contundente.

El modo de conducción “EV Mode” es único y exclusivo de la variante híbrida IS 300h Hybrid. Independientemente del nivel de equipamiento todas las unidades equipadas con el sistema de propulsión híbrido cuentan con la posibilidad de seleccionar dicho modo. Una vez seleccionado, se prima la utilización del motor eléctrico, con el cual se puede recorrer una distancia de hasta 2 kilómetros, en el mejor de los casos, siempre y cuando la velocidad del vehículo no exceda los 60 km/h. Este modo hace de la conducción urbana una delicia.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Lateral Silueta Llantas

Suspensión

Otro de los elementos que nos ha parecido que tienen un funcionamiento prácticamente intachable es la suspensión de este modelo. El Lexus IS 300h Hybrid F SPORT es de esos vehículos bien amortiguados, con una suspensión que se percibe firme pero en ningún caso incómoda. Tanto los movimientos de balanceo como de cabeceo de la carrocería están muy bien contenidos.

Junto con el reducido ruido mecánico, de rodamiento y aerodinámico, la suspensión se vuelve un elemento indispensable para hacer de este modelo un vehículo extremadamente cómodo, incluso en largos recorridos. En ningún caso los movimientos de la carrocería resultan violentos porque la suspensión atenúa de manera correcta todas y cada una de las vibraciones que pueden producirse al pasar por baches y rodar por firme en mal estado.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Posterior

Nuestra unidad de pruebas, al estar equipada con el nivel de equipamiento “F SPORT”, contaba con el sistema de suspensión de dureza variable. Es en el modo de conducción “SPORT+” donde la dureza de los amortiguadores se hace más latente, a la vez que se aumenta también la dureza de la dirección al reducirse en dicho modo la asistencia eléctrica de la misma.

Cuando se aumenta el ritmo en carreteras reviradas con el vehículo configurado en modo “SPORT+”, el más deportivo aunque en ningún caso radical, se aprecia que estamos ante un vehículo que no destaca por su agilidad pero sí que ofrece unas reacciones muy predecibles, lo que colabora en el aumento de la confianza al volante y la comodidad que esto conlleva.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Frontal Lateral Inferior

Claramente el Lexus IS 300h Hybrid F SPORT está muy bien plantado y pisa con un aplomo intachable, pero quizá se eche en falta una mayor rapidez de reacciones por ejemplo en cambios de apoyo. Muy probablemente su envergadura y sus 1.735 kg de peso tengan que ver con que así sea. Aun así, decir que para apreciar lo anteriormente mencionado hay que rodar a un ritmo mucho mayor de lo habitual y al que muchos conductores no están habituados.

Dirección

La dirección del Lexus IS 300h Hybrid F SPORT nos ha gustado por ofrecer un tacto suave a la par que preciso. Su asistencia eléctrica está muy bien lograda porque hace que maniobrar el vehículo a bajas velocidades, por ejemplo en un aparcamiento, resulte extremadamente cómodo y fácil, a la vez que su dureza aumenta en función de la velocidad, donde se vuelve gratamente precisa.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Interior - Volante Cuadro Instrumentos

Dicha precisión también se debe al tren de rodaje deportivo del acabado “F SPORT”. Estamos seguros que la medida de los neumáticos, con bajo perfil y anchura considerable, colabora en que las reacciones del vehículo sean fieles a las ordenes indicadas por el conductor sobre el volante.

Nuestra unidad de pruebas iba equipada con neumáticos Bridgestone Turanza ER33. Estos neumáticos no están enfocados a ofrecer altas prestaciones, como sí que lo están, por ejemplo, los Potenza del mismo fabricante. A pesar de ello, estos neumáticos dan muy buen agarre y ofrecen una exactitud satisfactoria en cada viraje, eso si, sobre asfalto seco.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Posterior Lateral Derecho

Tuvimos oportunidad de probar también nuestra unidad sobre asfalto húmedo, el mismo que también pudimos probar en seco, y hay que decir que la sensación de flotabilidad sobre la dirección no ofrece mucha seguridad a sus mandos cuando se intenta circular a ritmo elevado por carreteras reviradas. Muy probablemente los neumáticos tengan mucho que ver en esta sensación, ya que el compuesto del modelo Turanza ER33 está enfocado a ofrecer una buena relación entre agarre y durabilidad, siendo más duro de lo habitual y saliendo perjudicado en condiciones climatológicas adversas.

Transmisión

Uno de los elementos mecánicos más curiosos del sistema de propulsión de este Lexus IS 300h Hybrid F SPORT es su transmisión automática. Ésta está formada por un engranaje planetario, o lo que es lo mismo, su tipo de mecanismo es epicicloidal, hablando en términos técnicos absolutos.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Movimiento - Lateral Posterior Izquierdo

Esta caja de cambios automática no cuenta con marchas prefijadas, como sí que tiene por ejemplo la caja de cambios automática de convertidor de par que equipa la variante IS 250 de este Lexus IS. A pesar de ello cuenta con levas situadas tras el volante y la palanca selectora del cambio permite configurar el sistema con funcionamiento de selección secuencial: accionando la palanca hacia arriba o hacia abajo.

La utilización de las levas o el modo secuencial de la palanca de cambios se limita amplia y llanamente a que el conductor pueda elegir si se prefiere una mayor o menor retención mecánica producida por el motor. En plena maniobra de aceleración no vemos lógica alguna a la actuación de forma manual sobre el cambio, ya que éste no permite la regulación del régimen de giro del motor.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Movimiento - Frontal

Una ventaja de este tipo de cambio es que en ningún momento muestra signos de pérdida de potencia según se va ganando velocidad, como en una caja de cambios automática convencional, sin doble embrague, o una caja de cambios manual, en las que existe un pequeño tirón producido por la pérdida de fricción entre el embrague y el motor entre marcha y marcha.

Decir que es una caja de cambios a la que hay que acostumbrarse, sobre todo por su sonido. Éste puede resultar un tanto alarmante, desde un punto de vista llamativo, puesto que las revoluciones del motor no tienen en ningún caso una relación directamente proporcional a la velocidad a la que se circula en una correspondiente marcha engranda.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Posterior Lateral

Que la caja de cambios sea de este tipo tiene un claro inconveniente, y es que cuando el conductor acelera con decisión, el motor se revoluciona considerablemente, con el consecuente sonido mecánico que esta situación conlleva, y el sonido que se filtra al habitáculo es elevado y muy monótono, sin cambio ninguno de tono en función de la ganancia de la velocidad, como si de una motocicleta de tipo “scooter” se tratase.

El sonido puede resultar molesto si, como hemos indicado, se acelera buscando la máxima capacidad de aceleración del modelo. Para un uso cotidiano, en el que se realizan aceleraciones suaves, el funcionamiento de esta caja de cambios tiene un funcionamiento plenamente satisfactorio y cómodo, sobre todo por la completa ausencia de los tirones mencionados con anterioridad.

Prestaciones

Éste quizá sea uno de los aspectos en los que peor parado salga esta versión híbrida del Lexus IS. A pesar de ello, dejar claro que sus prestaciones son más que suficientes como para rodar muy rápido y poder tener una respuesta al acelerador más que suficiente, incluso contundente. Aun así, es cierto que sus datos no se corresponden con lo que uno puede esperar de una berlina de sus características y un sistema de propulsión que en su conjunto ofrece teóricamente 223 CV de potencia.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Movimiento - Lateral Derecho Posterior

La transmisión de la que hablábamos con anterioridad también tiene que ver con que los datos sobre el papel, y durante la conducción, no sean muy satisfactorios. Que así sea de debe a que existe un lapso de tiempo, mayor de lo habitual en los actuales cambios automáticos, desde que se realiza una insinuación sobre el acelerador y la transmisión elige el nivel de revoluciones adecuados para surtir la demanda de potencia elegida por el conductor. Son décimas de segundo, pero claramente una caja de cambios de doble embrague mejoraría considerablemente el conjunto.

Según indica el fabricante en sus datos oficiales, el Lexus IS 300h Hybrid F Sport es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 8,4 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 200 km/h. Son datos malos para su potencia, sobre todo si tenemos en cuenta que la versión IS 250, con motor de gasolina de 208 CV de potencia, es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 8,1 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 225 km/h.

Si nos detenemos por un momento y observamos estas diferencias desde un punto de vista cívico y lógico, muy probablemente en limitadas ocasiones vayamos a buscar la máxima aceleración saliendo desde parado o se vayan a alcanzar velocidades tan elevadas como las máximas indicadas. Es por ello que nos parece ilógico renunciar por ello a un vehículo con el potencial, la calidad y la extremada suavidad de funcionamiento del Lexus IS 300h Hybrid. Vehículo el cual es capaz de brindarnos unos consumos de carburante muy reducidos, un auténtico lujo si tenemos en cuenta el precio actual de la gasolina.

Consumos de carburante

Claramente donde brilla el sistema de propulsión híbrido de este vehículo es en los consumos de carburante que es capaz de lograr en determinadas circunstancias, aparte de en su suavidad de funcionamiento. Los recorridos urbanos y en la periferia de la ciudad han sido nuestros favoritos para ver de lo que era capaz este modelo de Lexus.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Frontal Calandra Faros

Según datos oficiales, la versión IS 300h Hybrid logra un consumo urbano de 4,9 l/100 km, mismo dato que el indicado por el fabricante para el consumo extraurbano, es decir, por autopistas o autovías. El dato de consumo medio homologado es de 4,7 l/100 km, un dato muy favorable si tenemos en cuenta que estamos ante un vehículo de sus proporciones, su peso y una potencia máxima de 223 CV.

En nuestros recorridos urbanos de prueba hemos obtenido consumos menores que los logrados por vehículos de tamaño y peso similar con motores Diesel de incluso menor potencia. En múltiples ocasiones hemos visto que en el ordenador de viaje se reflejaban cifras por debajo de los 5,00 l/100 km incluso una vez realizados trayectos de más de 15 km con tráfico fluido y circulando con agilidad pero sin acelerones innecesarios.

La ciudad es uno de los lugares preferidos de su sistema de propulsión híbrido, el cual combina perfectamente la utilización del motor de combustión y el eléctrico para reducir los consumos de carburante notablemente. Tanto es así que la versión IS 250 homologa un consumo urbano de unos generosos 12,4 l/100 km, una diferencia más que notable, sobre los datos reflejados en el papel, al lado de nuestra versión híbrida.

Tal fue nuestra sorpresa al ver los consumos de los que es capaz este modelo, a pesar del potencial y su estética deportiva, que la mente de las personas que nos pusimos a sus mandos nos cambió irremediablemente hasta tal punto de convertirse en un juego el ver hasta qué punto se podían reducir los consumos de carburante. Sinceramente, bravo por Lexus, ya que en Luxury Test Drive hemos tenido la oportunidad de probar diferentes modelos con motores Diesel los cuales en ningún caso nos hicieron ver la conducción desde un punto similar.PRUEBA Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013 - Imagen Exterior Estática - Posterior Lateral Izquierdo

Los favorables datos de consumo que se logran en ciudad y alrededores se desmandan cuando salimos a carretera abierta, donde mantener velocidades constantes de 120 km/h, en recorridos con grandes desniveles, el ordenador de viaje ha indicado datos de 7,0 l/100 km, e incluso mayores si aumentamos el ritmo. Este dato se desmarca considerablemente de los 4,9 l/100 km homologados por la marca.

En el siguiente enlace podrás encontrar una amplia galería de imágenes exteriores en la que podrás ver en detalle y movimiento al Lexus IS 300h Hybrid F SPORT que hemos tenido oportunidad de probar a fondo y con detenimiento en Luxury Test Drive: Galería de imágenes exteriores.

PRUEBA COMPLETA – Lexus IS 300h Hybrid F SPORT 2013:





Comments are closed.



Ultima Evolution 2015. Información, precio e imágenes

El fabricante de automóviles superdeportivos Ultima nos presenta de manera oficial su nuevo modelo, el cual sustituirá a lo largo del año 2015 a...

Campagna T-Rex 20 Aniversario 2015. Información, vídeo e imágenes

El fabricante Campagna, gran desconocido en Europa con sede situada en Canadá, presenta de manera oficial el Campagna T-Rex 20 Aniversario, un espectacular deportivo...

PRUEBA: Jaguar F-Type V6 S 3.0 Coupé. Información general

Probamos en Luxury Test Drive el Jaguar F-Type V6 S 3.0 Coupé, con motor de 3 litros de cilindrada, sobrealimentación mediante compresor, 380 CV...

Porsche 911 GT3 RS 2015. Información, vídeo e imágenes

Porsche presenta en el Salón del Automóvil de Ginebra de 2015, su nueva actualización del modelo más deportivo y radical de la gama 911, el...

Koenigsegg Agera RS 2015. Información e imágenes

Tras la presentación de la marca sueca del Koenigsegg Regera en el Salón del Automóvil de Ginebra, presenta en el mismo Salón su nueva...

Honda Civic Type R 2015. Información e imágenes

Tras cinco años de espera, Honda aprovecha el Salón del Automóvil de Ginebra de 2015 para presentar su Honda Civic Type R 2015. El...

GTA Spano 2015. Información e imágenes

La empresa española Spania GTA presenta, en el Salón del Automóvil de Ginebra, su nueva actualización del superdeportivo GTA Spano 2015. El vehículo pertenecerá...

Koenigsegg Regera 2015. Información e imágenes

El fabricante sueco de superdeportivos, Koenigsegg, presenta en el Salón del Automóvil de Ginebra su nuevo modelo híbrido enchufable, el Koenigsegg Regera 2015. Este...